Distancia.

Tampoco es tan lejos, la distancia marcada por una mentira que es kilométrica, más aún con el frío del invierno. Pasa el tiempo y sigue la distancia, cobarde porque duele. No queda tinta, se gastan las mismas rúbricas, los estados, las noches, los miedos… llegando a la meta y no importa cuánta distancia exista.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s